Saltar al contenido

Cómo tapar agujeros en la pared de forma sencilla y como un auténtico profesional

noviembre 23, 2020
Cómo tapar agujeros en la pared

Tapar agujeros en la pared es algo que todos hemos necesitado hacer en alguna que otra ocasión, y es que un cambio de decoración o una reforma de una habitación deja al descubierto esos molestos agujeros en la pared, donde hasta ahora colgaban cuadros u otra cosas. Por suerte taparlos no es una tarea demasiado complicada, sobre todo si tenemos claro cómo debemos de hacerlo.

Aprovechando que no son pocas las personas que se han lanzado a realizar reformas, debido a los confinamientos y recomendaciones para que nos quedemos en casa, hoy os vamos a contar y explicar cómo tapar agujeros en la pared de forma sencilla, utilizando algunos trucos muy interesantes y sobre todo útiles. Además y por si esto fuera poco, recuerda que puedes dejar tus paredes blancas con el tutorial que ya te mostramos hace algunos días.

7 trucos caeros para tapar agujeros en la pared

A continuación te ofrecemos 7 sencillos trucos caseros con los que podrás tapar agujeros en la pared como un auténtico profesional;

Escayola

La escayola es sin duda alguna, uno de los mejores remedios que puedes utilizar para tapar cualquier agujero de la pared. El resultado será casi perfecto y te permitirá pintar, empapelar o dejar la pared tal cual está. Para usarla coge un poco de papel, a poder ser de cocina que es muy absorbente y báñalo en escayola. A continuación mételo en el hueco de la pared y échale un poco de escayola por encima para que quede perfectamente sellado.

Si el agujero no es demasiado grande puedes tratar de aplicarle directamente la escayola, aunque esto es algo más complicado ya que la escayola no debe de estar demasiado liquida para evitar que se desparrame por toda la pared.

Masilla

Si no quieres recurrir a la escayola, siempre puedes usar masilla, mucho más sencilla de usar y además más económica. Para aplicarla bastará con que la eches sobre el agujero o grieta y con una espátula la extiendas bien. Una vez que se haya secado puedes utilizar una lija para eliminar los sobrantes y dejarla al mismo nivel que la pared.

Con la masilla los resultados son muy buenos y nadie será capaz a ver o intuir que allí había un agujero, una grieta o cualquier otro defecto que pudiera tener la pared.

Miga de pan

Usar miga de pan para tapar un agujero en la pared puede parecerte una broma, pero es uno de los recursos caseros más utilizados, no solo por cualquier persona, sino por muchos albañiles. Y es que si mojamos la miga de pan en agua, dándole tiempo a que absorba toda el agua que pueda, y después la introducimos en el agujero, veremos que en poco tiempo, en cuanto se seque, el resultado es más que bueno sin gastarnos un solo euro.

Como siempre puedes retirar los sobrantes con una lija y pintar encima o lo que consideres. No te preocupes por la miga ya que al secarse se endurece y quedará perfectamente a los ojos de cualquiera.

Aspirina y pasta de dientes

La pasta de dientes y la aspirina han formado desde hace ya mucho tiempo una mezcla de lo más peculiar. Y es que mezclando una o dos aspirinas trituradas con un poco de pasta de dientes conseguiremos una pasta homogénea que podremos utilizar para tapar agujeros en la pared, sin importante las dimensiones de estos. Y es que la “pasta” que conseguiremos con esta peculiar combinación de elementos se parece muy mucho a la escayola o a la masilla, aunque con un precio más económico ya que quien no tiene en su casa pasta de dientes y aspirinas.

Cera de una vela

Este es posiblemente el método que menos te recomendamos, no porque los resultados sean malos, sino porque es el más complicado de llevar a cabo. Para poder tapar el agujero de la pared con cera de una vela, debes de prender una vela y esperar a que se vaya derritiendo la cera que deberás de aplicar sobre el agujero en la pared. Eso sí, a poco que no tengas cuidado o no esperes el tiempo suficiente a que se enfríe la cera acabarás quemándote.

El punto positivo es que todo el mundo tiene una vela en casa y no necesitaremos comprar absolutamente nada, ni gastar por ejemplo una aspirina que nos pueden venir muy bien en algún momento donde tengamos algún tipo de dolor.

Bicarbonato y pegamento

El bicarbonato es uno de los elementos que no deben de faltar en ninguna caso por sus enormes aplicaciones. En este caso mezclado con pegamento o cola blanca nos permitirá crear una pasta que podremos usar para tapar cualquier agujero, grieta o desperfecto de una pared.

Todos estos remedios caseros puedes emplearlos para tapar los posibles agujeros que te encuentres en una pared, pero además para arreglar desconchones, grietas y otros desperfectos que puedan surgir.

¿Conoces algún otro remedio casero para poder tapar agujeros en la pared?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies